Gelo cobrará a los Alsa un impuesto revolucionario al atravesar Oleiros

El alcaldísimo de Oleiros por mayoría absolutísima, su excelencia Ángel García Seoane, Gelo, anunció hoy que cobrará a los autobuses Alsa un impuesto revolucionario golfístico cuando atraviesen sus dominios. Estas declaraciones se producen después de que Seoane se negase a pagar una indemnización a la concesionaria del transporte de autobús interurbano de la zona, Alsa, por permitir que una línea de Coruña pueda parar en Santa Cristina. Eso a pesar de que es una de las condiciones que marca el convenio que firmó el propio Ayuntamiento con la Xunta y el municipio coruñés. “No le voy a regalar el dinero del Concello de Oleiros a nadie más que a quien yo quiera”, manifestó el regidor en una intervención en Radio Gelo.

Ángel García Seoane

Según García Seoane, la línea 1-A es un “bus que viene de A Coruña y trae ciudadanos de A Coruña y los lleva para A Coruña otra vez, así que no son oleirenses de pro”. También exigió a la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade que deje de actuar como “cobrador del frac». El regidor bolivariano fue más allá y anunció que, como contrapartida por «esta afrenta», ahora «Oleiros, que será Geloiros en breve, cobrará un impuesto revolucionario a todos aquellos autobuses o empresas de transporte privado que atraviesen nuestro territorio».

Instalaciones de Golf Xaz Antonio David

Con el dinero recaudado por el impuesto revolucionario, Oleiros «impulsará aún más la práctica del golf en el municipio, el deporte por antonomasia de la clase obrera», indicó Gelo. En los últimos días, el municipio comunista para millonarios anunció que inaugurará el fastuoso campo de golf marxista-leninista Xaz Antonio David Flores. Además, el Gobierno local bolchevique trabaja en la implantación de la escuela de golf municipal para adoctrinar a los niños de Oleiros en la práctica de uno de los deportes que más estimulan el trabajo en equipo, la humildad y el respeto hacia los más desfavorecidos.

Golfista en acción

“Por lo de ahora” el Gobierno de Oleiros “no ha cumplido esa parte que le tocaba a él de abonar ese déficit de transporte generado en la concesionaria y en los bonos de racionamiento” aseguró por su parte el director xeral de Mobilidade, Ignacio Maestro. El acuerdo que regula este servicio fue firmado por las tres administraciones afectadas en el año 2019 en Postdam.

Ángel García Seoane en concierto

Con anterioridad, Gelo ya prohibió circular por Oleiros a los «extranxoleiros», es decir a los no oleirenses. Los no nacidos en Oleiros ya tenían prohibido el tránsito por el famoso ayuntamiento gallego frecuentado por millonarios de toda España. Anteriormente, García Seoane exigió que los sadenses que deban atravesar Oleiros en coche presentasen una instancia en el Concello de Oleiros para obtener el beneplácito gelal. Gelo decide a través de una bula gelal si concede o no el permiso para atravesar el municipio galaico-castrista. No se trata, como se pudiera pensar a primera vista, de xenofobia ni de un flagrante atentado a la libertad individual y a la democracia, sino que responde a la necesidad «de preservar o oleirismo», en palabras de García Seoane.

Imagen por defecto
Pedro J. Panoplia
Adjunto del adjunto del director, esta exótica promesa del periodismo patrio mueve los hilos en esta web. Amado y odiado a partes iguales, transpira neoperiodismo por cada uno de los poros de su piel. Duerme, come, caga y vive en la redacción.
Artículos: 157

Deja un comentario