Los Ents claman venganza contra Gelo, «incapaz» de capturar al ‘tilocida’

Los Ents, la legendaria raza de árboles antropomorfos, declaró ayer oficialmente la guerra al regidor de Oleiros, Ángel García Seoane, «Gelo», ya que «es incapaz de capturar al delincuente que intentó asesinar al tilo de Santa Cristina«, aseguró su portavoz Bárbol. «Los árboles vivimos en un infierno constante en Oleiros y el alcalde es un incompetente que no hace nada por apresar al tilocida que nos mantiene aterrorizados a todos», añadió. Por su parte, fuentes del Ayuntamiento bolivariano oleirense declararon que «se está haciendo todo lo humanamente posible para intentar capturar al criminal ecológico».

Un Ent en la rueda de prensa. CC/Diana K

En los últimos días, la investigación para dar con el individuo que inyectó líquido contaminante en el tilo se vio alterada por un conflicto diplomático entre España y China tras una plaga en Oleiros de polilla de buxos. En este sentido, los Ents censuraron que Gelo «derrocha esfuerzos y material en erradicar los plumachos causando incluso pugnas entre municipios sin importarle en realidad la naturaleza». En opinión de la raza arbórea popularizada por J.R. Tolkien, el alcalde «busca su propio beneficio e incluso proyecta campos de golf a costa de los derechos arbóreos» con sus acciones. «Iremos a la guerra si es necesario, ya destruimos en una ocasión Isengard y volveremos a luchar si es preciso, porque soy un Ent y mis hermanos me seguirán», declaró Bárbol.

Bárbol. CC/Karen

Por el momento, las pesquisas del Concello oleirense indican que el arboricida que intentó envenenar un tilo de más de 70 años podría pertenecer a la familia real, como ocurre en el caso de Jack el destripador en Reino Unido. Esta revelación se roduce tras la noticia de que la CIA y el Mosad podrían estar tras el «delincuente ecolóxico» que atentó contra la vida del árbol. El mes pasado, los diputados del Parlamento de Galicia guardaron un emotivo minuto de silencio en solidaridad hacia el tilo convaleciente, que abandonó la UCI recientemente, en una hermosa ofrenda floral en la que García Seoane tocó el acordeón. El regidor bolivariano ofreció una recompensa de 300 euros a la persona que aporte alguna pista fiable para localizar al “criminal medioambiental”. Entre los sospechosos destaca un comando antigelista que reivindicó el robo de un arce del parque José Martí.

Tilo envenenado / Concello de Oleiros

Con objeto de averiguar la identidad del tilocida, Seoane contrató un equipo de mercenarios norteamericanos y un gabinete de videntes y médiums entre los que se encuentra Sandro Rey. Además, el pequeño municipio bolivariano decretó el cierre de sus fronteras y desplegó sus tropas hasta que el autor de la barbarie sea arrestado. Para dar con este maleante, la División acorazada Esther Pita, formada por unos 6.000 efectivos, reforzará la vigilancia en las conexiones entre parroquias. Por otro lado, el Aeropuerto internacional oleirense Muamar El Gadafi permanecerá cerrado, al igual que el espacio aéreo oleirense, “ata novo aviso”. En los últimos días, el alcalde de Oleiros organizó una colecta para grabar su primer disco de boleros, Ámome mucho. Presumiblemente, parte de lo recaudado se destinará a pagar los 300 euros de recompensa al que informe sobre el autor de los hechos.

Imagen por defecto
Wilson Palleiro
Cree que todavía es posible cambiar el mundo. Como no tiene el valor suficiente para quemar cajeros o hacer escraches, escribe cosas.

Deja un comentario